Portugal sigue luchando contra el peor incendio en este verano

.

Protección Civil da por controlado gran parte del área del fuego, pero preocupa que las condiciones meteorológicas compliquen las labores

Al rededor de 800 bomberos trabajan en el incendio que ya habría arrasado 8.500 hectáreas