ECUADOR SISMO TERREMOTO

El cantón Esmeraldas cuenta oficialmente con un plan de reducción de riesgos y desastres. Con este programa se podrá saber qué hacer en caso de terremotos, tsunamis e inundaciones para disminuir su impacto en la población. Los eventos naturales más frecuentes son las inundaciones que se producen durante el invierno y afectan, principalmente, a los habitantes de la ribera del río Esmeraldas.

Esta provincia es considerada de alto riesgo ante los tsunamis y terremotos, debido a que las viviendas están levantadas en terrenos arcillosos y cerca de las zonas de peligro. El plan se construyó dentro del Proyecto de Ciudades Seguras y Resilientes, contra Terremotos y Tsunamis.

Esmeraldas es un municipio piloto y la agenda fue concluida y presentada el martes 13 de octubre del 2020, explicó Betto Estupiñán, director de la Riesgos y Cambio Climático del Municipio de Esmeraldas. De acuerdo con el documento, en caso de un evento como terremoto y posterior tsunami, alrededor de 21 442 predios y 86 000 personas serían afectados en el cantón Esmeraldas. Las pérdidas económicas ascenderían a USD 900 millones, por el colapso de infraestructura de viviendas.

En la provincia, los municipios de Esmeraldas, Atacames y Muisne cuentan con la Agenda de Reducción de Riesgos. En la construcción de la agenda participaron gremios barriales, Ministerio de Educación, Inocar, Servicio Nacional de Gestión de Riesgos, Cruz Roja, Capitanía de Puerto y demás dependencias del Municipio de Esmeraldas.

.

La agenda realiza un análisis de las amenazas de riesgo, vulnerabilidad, mapa de amenaza de inundaciones frente a tsunamis, información de riesgos, estimación de daños y pérdidas, ordenamiento territorial, mejoramiento de la capacidad de respuesta, medidas de evacuación y preparación de la respuesta. Este plan fue elaborado con la ayuda de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), en conjunto con el Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias desde junio de 2019 y estará vigente hasta el 2025.

El documento contó con el aval de los expertos japoneses y la aprobación del Pleno del Concejo Cantonal de Esmeraldas, que avaló el proyecto. Takeo Ishikawa, representante de JICA en Ecuador, dijo que Esmeraldas es uno de los principales siete municipios del país que participan del proyecto de Ciudades Seguras y Resilientes, por los antecedentes históricos como el terremoto de 1906.

El funcionario japonés aprovechó su estadía para entregar insumos de bioseguridad para la atención en la emergencia sanitaria por covid-19 y señalética reflectiva de evacuación vertical, que será instalada en Playa Las Palmas.

La señalética indica la altura sobre el nivel del mar, con un código QR, que muestra la ubicación exacta y las rutas de evacuación y zonas de seguridad más cercanas.

El año pasado los mismos japoneses realizaron el plan de contingencia para CRUCITA en MANABÍ

.